La taza perfecta de té

Preparar la taza perfecta de té, no requiere de un gran esfuerzo por nuestra parte. Veamos estos simples consejos:



Para preparar la taza perfecta de té, será suficiente con seguir alguno de estos simples consejos, no nos hará falta ningún conocimiento científico, solo deberemos experimentar un poco y tomar como referencia la tabla de tiempos y temperaturas que les adjuntamos más abajo.

Pero veamos cómo preparar la taza perfecta de té:

La taza perfecta de té es muy simple de preparar y muy personalizada. Ya que a cada uno le gusta el té de una forma diferente. Si bien hay unos estándares, el té se disfruta de forma individual y libre, ademas dependerá mucho de nuestro gusto. Pero si es conveniente que sigas estos pasos o pequeños consejos: 

1. Primer Paso

Deberemos conocer la calidad de nuestro té. Siempre será mejor utilizar un té a granel de alta calidad o premium, que a un té típico de bolsita de supermercado. Inmediatamente reconoceremos las diferencias de su aroma natural, sabor y podremos observar a simple vista las hojas de té y en el caso de ser un blend, los frutos, flores y demás ingredientes. 

2. Segundo Paso

El agua es muy importante a la hora de preparar un té, es aconsejable utilizar agua de mineralización débil o filtrada, ya que el contenido de minerales en el agua puede alterar el sabor de nuestro té.

3. Tercer Paso

Debemos seleccionar el tipo de té que vamos a consumir:  Té VerdeTé Blanco, Té Rojo o Pu Erh , Té Azul u OolongTé Negro o Té Amarillo. Cada té requiere una cantidad de producto, un tiempo de infusión y que el agua esté a una temperatura determinada. También en conveniente calentar un poco la tisanera o mug con un poquito de agua caliente. Nosotros si eres nuevo en el mundo del té,  recomendamos por ejemplo que pruebes un Té Negro con Frutos Rojos. ¡Delicioso!

Si quieres saber las temperaturas, cantidad de té a comprar y los tiempos de infusionado, te recomendamos que leas nuestro artículo ¿Cuanto té debo comprar?

También debemos tener en cuenta...

Cuando infusionamos nuestro té, las propiedades de las hojas, es lo primero que va a aparecer en nuestra infusión. Luego las propiedades aromáticas, a continuación comienzan a salir la cafeína y por último, las propiedades que aportan los taninos. (Antioxidante causante del amargor que tiene el té).

Ahora bien, dependiendo del objetivo que estés buscando, debes dejar reposar más o menos tiempo el té, su sabor finalmente dependerá en gran parte de ello.

Para obtener el mejor sabor y evitar esa sensación de amargor o astringencia, debes tener en cuenta, tanto la temperatura del agua, como el tiempo de infusión.  Puedes ir probando y así encontrarás el sabor que más te agrade.

Siempre será imprescindible seguir los consejos de nuestra tienda habitual de tés. Las temperaturas y tiempos del cuadro adjunto, son solo orientativas y dependen mucho del tipo de té que vayamos a consumir. Por eso es importante consultar con el Tea Sommelier de nuestra tienda habitual, quien nos informará sobre estas cuestiones más en detalle.

Una vez que hayamos practicado un par de veces, ya sabremos cómo preparar nuestra taza de té perfecta y nos daremos cuenta que lo haremos casi de forma automática.
La taza perfecta de té

En la web de Tiendas Bonisimo utilizamos cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Al continuar navegando en nuestra web, estarás dando consentimiento y aceptando las mencionadas cookies y nuestra Política de Cookies y los Términos y Condiciones de Uso.